Sistemas de inspección de alimentos con rayos X

Brochure

 

Las exigencias crecientes del consumidor y de las autoridades reguladoras han intensificado la presión sobre la industria alimentaria para que aplique métodos fiables de inspección de los alimentos con el fin de garantizar la seguridad y la calidad de los productos. La tecnología de rayos X se puede emplear en la inspección de alimentos para detectar contaminantes físicos y para estudiar la estructura interna de los productos alimentarios para lograr una mayor calidad.

 

El funcionamiento de los sistemas de gestión de la seguridad alimentaria incorpora los principios del análisis de peligros y puntos críticos de control (HAACP); la inspección es un componente clave de los procedimientos diseñados para controlar los riesgos potenciales. El papel de la tecnología en las tareas de inspección ha ganado importancia progresivamente debido al siempre creciente énfasis en la calidad y la seguridad alimentaria por parte de consumidores y autoridades reguladoras. Cuestiones nuevas como el fraude y la contaminación intencionada de los alimentos también han subrayado la importancia de la tecnología de inspección de los alimentos.

 

El uso de tecnología de rayos X es más conocido por su empleo en la generación de imágenes con fines médicos. Sin embargo, los rayos X también pueden penetrar en los productos alimenticios y permiten plasmar en una imagen las características internas de los alimentos, para detectar defectos físicos o contaminantes sin dañar el alimento.

 

Cuando un rayo X penetra en un alimento, pierde parte de su energía electromagnética. Si el rayo X se encuentra con un área densa del alimento, como un contaminante metálico, la energía del rayo X se reducirá en mayor medida. Cuando el rayo X sale del alimento, un sensor en el equipo de inspección lo convierte en una imagen en escala de grises del interior del alimento. Cuanto más denso es el contaminante, más oscuro aparecerá en la imagen, lo que facilitará su identificación. La inspección con rayos X puede identificar varios contaminantes físicos, como el metal, el cristal, la goma, la piedra y algunos plásticos. Dado que la inspección con rayos X proporciona imágenes de un modo no destructivo, su uso está más generalizado entre los alimentos envasados y procesados.

 

Los sistemas de Rayos X permiten:

 

Detección de Contaminantes – Mucho más que un Detector de Metales

  • Metales, huesos, piedras, vidrio, ciertos plásticos.
  • Hojalata en productos enlatados.
  • Vidrio en frascos de vidrio ó botellas.

 

Control de Masa  – mayor funcionalidad que una controladora de peso

  • Peso neto ó bruto.
  • Masa por zonas (en compartimentos separados).
  • Densidad del fluido ó grasa (análisis en carne).
  • Falta de componentes (partes, premios, piezas).

 

Integridad del producto – verificación del interior del embalaje

  • Producto aplastado, roto, parcial
  • Falta de relleno, huesos de fruta
  • Condimento aglomerado
  • Inspección del cierre

©  2017  Morris Sallick Industrial Supplies, Inc. All rights reserved.

All brands logos and names we distribute are copyrighted.